La plaza de toros empalizada de Montemayor de Pililla, Valladolid, declarada BIC inmaterial.


Por Alberto de jesús
La Junta de castilla león la ha declarado Bien de Interés Cultural.
La plaza de palos de Montemayor de Pililla, de más de 350 años de historia, se monta y desmonta cada año desde hace más de tres siglos.
El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León ha declarado Bien de Interés Cultural, con carácter inmaterial, la plaza de toros empalizada de la localidad.
El pueblo de Montemayor de Pililla, de apenas mil vecinos, llevaba, a través de sus distintos gobiernos municipales, más de diez años demandando que su tradicional plaza fuese declarada BIC, y tras innumerables trámites y expedientes, al final ha logrado lo que pretendía.
El pueblo sabe que este reconocimiento hará que muchos aficionados se acerquen a la localidad a conocer de primera mano esta obra de arte, lo que supondrá un ingreso extra. Entre sus proyectos más cercanos, está el de preparar folletos informativos sobre la historia de esta curiosa plaza, y mantenerla montada el máximo tiempo posible dentro de la temporada para que sirva de atractivo turístico.
La plaza la montan actualmente operarios municipales con la ayuda de vecinos del pueblo y tardan aproximadamente un mes en tenerla acabada.
Este reconocimiento es un paso más en la defensa de la tauromaquia hasta que se consiga declarar como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad por la convención de la Unesco.

Autor entrada: Redacción